BrandMonitor | Hacia una gestión proactiva de la marca en Internet
price, monitoring, competencia
7638
post-template-default,single,single-post,postid-7638,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,boxed,wpb-js-composer js-comp-ver-4.1.2,vc_responsive
 

Blog

Hacia una gestión proactiva de la marca en Internet

  |   Branding   |   No comment

¿Qué significa exactamente gestionar una marca en Internet?

En el mundo real resulta evidente que gestionar una marca consiste en cuidar la calidad de un producto o servicio y la comunicación de la misma para transmitir los valores deseados. La gestión de marca tiene como objetivo fundamental el incremento del margen de producto y la fidelidad de nuestros clientes.

En Internet la respuesta es idéntica y, sin embargo, las tareas que implican la gestión de marca en el mundo online son mucho más difusas. Actualmente, estas tareas se engloban dentro de tres grandes bloques:

  1. Legal: Consiste en la defensa de los derechos de marca de una empresa y habitualmente se centra en evitar la suplantación o el uso inadecuado de la misma.
  2. Comunicación: Se ocupa de generar y responder a comunicaciones, opiniones y comentarios que hagan referencia a la marca.
  3. Estratégica: Se encarga de vigilar la implementación aspectos estratégicos de la marca, tales como las políticas de precios o venta en Internet.

Hasta ahora, el enfoque de gestión de marca dentro de estas tres áreas el enfoque ha sido predominantemente defensivo y reactivo. Es decir, se tiende a actuar cuando para afrontar o evitar una crisis de comunicación o vulneración grave de la marca que afecte a su reputación e imagen.

Según este modelo, en el área legal se vigilan las falsificaciones de productos, la suplantación de identidad o el secuestro de dominios; en el área de comunicación, se reacciona ante las críticas negativas; y en el estratégico se actúa sobre aquellos distribuidores y socios que incumplen con los acuerdos pactados.

Gestión de marca proactiva

Si bien las crisis esporádicas son muy difíciles de erradicar, un enfoque puramente defensivo es muy costoso. En este modelo, el objetivo es eliminar todo aquello que nos perjudica (falsificaciones, críticas negativas no justificadas, incumplimientos de contrato…). Sin embargo, en un entorno tan atomizado y difuso como Internet conseguir este objetivo puede resultar enormemente costoso.

Es por ese motivo que la gestión de marca va evolucionando para también dar visibilidad a aquellos socios, distribuidores y comentarios que nos ayudan a potenciar y mejorar nuestra marca. Ello requiere un trabajo mucho más constante, tanto de seguimiento como de aplicación de estrategias que ayuden a aquellos que cuidan la marca.  El objetivo en este caso es que aquellas acciones negativas tengan muy difícil alcanzar el nivel de visibilidad que conseguimos para las positivas mediante un trabajo constante.

El reto es enorme en tanto que las empresas deben aprender a integrar dentro de sus procesos el hecho de premiar y ayudar a aquellos canales online que refuerzan su imagen de marca. Los beneficios también lo son ya que este trabajo debe permitir reducir a medio plazo el número de crisis (y por lo tanto de costes) y también detectar oportunidades que ahora son difíciles de imaginar.

 

Comparte este artículo
No Comments

Post A Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies